¿Quién está obligado a presentar el impuesto sobre sociedades?

El Impuesto sobre Sociedades viene siendo un tributo con carácter directo y de naturaleza personal, que tiende a recaer sobre los beneficios que sean obtenido a través de sociedades u otras entidades jurídicas. O bien, personas no jurídicas que sean consideradas como sujeto pasivo.  Cuando hablamos que posea carácter directo, nos referimos a que grava […]

Admin Oconteh: ADMIN OCONTECH

On mayo 2, 2021

El Impuesto sobre Sociedades viene siendo un tributo con carácter directo y de naturaleza personal, que tiende a recaer sobre los beneficios que sean obtenido a través de sociedades u otras entidades jurídicas. O bien, personas no jurídicas que sean consideradas como sujeto pasivo. 

Cuando hablamos que posea carácter directo, nos referimos a que grava a la renta de acuerdo a la capacidad económica que tenga el sujeto. En lo referente a que sea de naturaleza personal, se refiere a que este impuesto suele tener en cuenta las circunstancias de cada persona, al momento de tener que determinar la cuantía que cada persona está obligada a pagar a través de este impuesto. 

Este es un tributo que se aplica en toda España, siendo pagado a través de un porcentaje aplicado sobre los beneficios obtenidos por una compañía. O sea, sobre el resultado obtenido al restar los ingresos menos los gastos que tiene esa compañía. El tipo general es del 25%, aún cuando existen algunas excepciones, de acuerdo a la web oficial de la Agencia Tributaria

Así a las empresas nuevas que lleven a cabo actividades económicas, durante el primer período impositivo les será aplicado el 15%. A las cooperativas que estén protegidas fiscalmente, un 20% y las entidades sin fines de lucro un 10%. Así mismo, a los fondos de inversión y de activos bancarios un 1%.

 

¿Dónde se aplica el impuesto sobre sociedades?

Este impuesto cubre el ámbito de toda España, inclusive esas zonas que se encuentran cercanas a las aguas territoriales sobre las que España, pueda ejercer los derechos que correspondan. Todo de acuerdo a lo estipulado en la legislación de España y el Derecho Internacional.

Lo anterior será entendido sin perjuicio de los regímenes tributarios forales de concierto y convenio económico que se encuentran en vigor, respectivamente, en los territorios históricos de la Comunidad Foral de Navarra y en la Comunidad Autónoma del País Vasco

 

Sujetos contribuyentes del Impuesto sobre Sociedades

De acuerdo con el artículo 7 de la Ley 27/2014 del Impuesto sobre Sociedades (LIS), los sujetos contribuyentes que están obligados a tributar por este impuesto son las entidades siguientes, siempre y cuando su residencia se encuentra ubicada en el territorio de España:

  • Las personas jurídicas (sociedades anónimas, limitadas, cooperativas, comanditarias, fundaciones, asociaciones, etc.), siendo excluidas aquellas sociedades civiles sin objeto mercantil.
  • Sociedades agrarias de transformación.
  • Los fondos de inversión de las instituciones de inversión colectiva.
  • Las uniones temporales de empresas (UTES). 
  • Los fondos de capital-riesgo y de inversión colectiva a tipo cerrado.
  • Fondos de pensiones.
  • Los fondos de regulación del mercado hipotecario. 
  • Los fondos de titulización hipotecaria.
  • Las comunidades titulares de montes vecinales en mano común. 
  • Los fondos de titulación de activos
  • Fondos de garantía de inversiones
  • Fondos de activos bancarios.

Es así como, para estas entidades la renta que se genera es gravada por su importe total, sin importar la residencia del pagador y aunque también se haya gravado en otro país. 

Estos contribuyentes se encuentran obligados a presentar el modelo 200 de la declaración del Impuesto sobre Sociedades, en el plazo de los 25 días después de los 6 meses siguientes a la conclusión del período impositivo. 

Sin embargo, hay una variedad de entidades que no se encuentran obligadas a presentar la declaración del Impuesto sobre Sociedades, por encontrarse exentas de este o parcialmente exentas y no llegar a superar determinados límites de ingresos. 

 

Entes exentos del Impuesto sobre Sociedades

De acuerdo con el artículo 9 de la Ley 27/2014 del Impuesto sobre Sociedades (LIS), cuentan con exención plena todos los organismos públicos (sean estos del Estado, Comunidades Autónomas o entidades locales), el Banco de España y Fondo de Garantía de Depósito y de Inversiones, entidades pertenecientes a la Seguridad Social, Instituto de España y Reales Academias Oficiales, las Agencias Estatales y el Consejo Internacional de Supervisión Pública de Estándares de Auditoría

Por otra parte, se encuentran parcialmente exentas, las entidades siguientes: 

  • Entidades sin fines de lucro (fundaciones, asociaciones, etc).
  • Uniones, federaciones y confederaciones de cooperativas.
  • Colegios profesionales, asociaciones empresariales, cámaras oficiales y sindicatos de trabajadores.
  • Fondos de promoción de empleo.
  • Multas colaboradoras de la seguridad social.
  • Entidades de derecho público puertos del estado y de las Comunidades Autónomas y Autoridades Portuarias.
  • Partidos políticos.

Por regla las entidades que se encuentran exentas de forma parcial, se encuentran obligadas a hacer la declaración de todas sus rentas (exentas o no). No obstante, el artículo 24 de la LIS llega a exonerar de esta obligación a las entidades que están exentas parcialmente (menos los partidos políticos), cuando se cumplan con los requisitos siguientes: 

  • Ingresos totales menores o iguales a 75.000 euros anuales.
  • Ingresos de rentas no exentas menores o iguales a 2.000 euros anuales.
  • Que todas las rentas no exentas estén sometidas a retención.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡ASESÓRATE CON
NOSOTROS!

Rellena el formulario y en la menor
brevedad posible nos comunicaremos.